Carlos Runcie Tanaka - Silvia Westphalen - Ricardo Wiesse

(Del 19 de Septiembre al 13 de Octubre, 2012)

JPEG - 516 KB
SIN TÍTULO
Ricardo Wiesse. Óleo sobre tela, 100 x 100 cm., 2012
SIN TÍTULO TIERRA RÍO BAHUAJA III.

"Sincronicidades" es el título que abarca e incluye ciertos aspectos “comunes” en las sendas creativas de Carlos Runcie Tanaka, Silvia Westphalen y Ricardo Wiesse, en los que se pone énfasis una visión de conjunto de una generación, a veces un tanto olvidada como tal, tratando de hacer una selección lo más esencial posible, cuando este reconocimiento generacional ha sido escaso.

Es así, una de manera ver, proponer y de reunir en una mirada, en una experiencia conjunta sesgos afines y complementarios y con diversos denominadores comunes de estos tres importantes creadores, en una concurrencia y convivencia de orientaciones, búsquedas y desarrollos comunes, colindantes y de confluencias.

A primera vista los une, entre otros, la relación íntima y profunda que cada partícipe establece con el material, relación sentida desde el sí más profundo y exteriorizada en líneas, surcos, sugerencias, rastros, erosiones, huellas, y ciertos patrones e iteraciones geométricas sensibles insipientes, y que por medio de estas insinuaciones señalan el estatus propio del mundo plástico, la autonomía de la realidad pictórica o escultórica más allá de cualquier referente directo o mimético de la realidad. Hacen material al material, hacen visible el carácter material del material y no solamente el de la cosa en cuanto disposición o infraestructura. Obviamente hay insinuaciones de sugerentes objetuales y paisajísticos, como lo son las alusiones a la terrosidad, al desierto, la oquedad, el terreno con alusiones o implicancias claras a la calma, la meditación y el silencio, a la fuerza de los elementos y de la naturaleza.

El término Sincronicidades, que da titulo a la muestra se concibe y comprende desde el punto de vista del concepto como lo entiende y planteó C. Jung, esto es, como principio de conexión acausal que descubre y engloba significados comunes, concomitante, generales, universales. El concepto alude a la simultaneidad de sucesos, ideas, etc., vinculados por el sentido y orientación pero de manera no causal. «Así pues, emplearé el concepto general de sincronicidad en el sentido especial de una coincidencia temporal de dos o más sucesos relacionados entre sí de una manera no causal, cuyo contenido significativo sea igual o similar»; para evitarse equívocos «lo diferenciaré del término sincronismo, que constituye la mera simultaneidad de dos sucesos» Carl Jung en La dinámica de lo inconsciente.

Hay una familiaridad de búsquedas formales, que en realidad son más bien hallazgos a partir de una exploración, de una introspección más allá de esa trama repetida o primera piel encontrada, sumergiéndose y escarbando, para extraer y sacar a la luz, hacer surgir resultados de un orden implícito o implicado, encontrando nuevas tramas y estructuras diversas en relaciones armónicas con la estructura total: la parte está en el todo y el todo en la parte; esto es, tomando cualquier elemento del universo, en el está contenida la totalidad. Pasando así de las manifestaciones secundarias a un orden implícito, esencial y profundo, en donde la intuición juega el papel principal, mediadora entre la mente y la realidad. Similar es la función o desempeño de la imaginación, la facultad imaginal o de la imaginación funciona mediante una percepción interna percibiendo ideas de forma sensorial, por tanto pudiendo ser estas visuales, auditivas. Por otro lado el mundo racional se halla despojado de atributos sensoriales, el raciocinio trabaja por medio de procesos concatenados de conceptos. La imaginación es un modo de conocimiento y exploración intermedio entre la mente y lo físico, superando y conciliando incluso esta dualidad.